Salmos 63 y 64: Tu eres mi Dios, protégeme Señor

“Dios, Dios mío eres tú; de madrugada te buscaré; mi alma tiene sed de ti, mi carne te anhela, en tierra seca y árida donde no hay aguas, para ver tu poder y tu gloria, así como te he mirado en el santuario.”  David escribe estas palabras en medio del desierto de Judá.  Probablemente es la ocasión que está huyendo de Saúl ó años mas tarde de su hijo Absalón.  Se siente abatido, angustiado y la respuesta de su alma en esas circunstancias es buscar de Dios.  En algún momento u otro de nuestra vida, vamos a caminar por el desierto de nuestra existencia.  Problemas, traiciones, muertes, incertidumbres, conflictos, nos hacen sentir que hemos sido abandonados y que estamos solos.  Pero para aquel que busca de Dios, la respuesta no está en su propia conmiseración sino en agarrarse más que nunca de Dios.  Uno tiene opciones, ó puede deprimirse y angustiarse ó puede buscar ver el poder y la gloria de Dios en medio de la situación.  Uno tiene que alzar sus ojos, mirar a lo alto y buscar de Dios.  Él es nuestro consuelo y nuestro ayudador.

Hay algunos que dicen que nunca el cristiano debe de pasar por un desierto espiritual, que nunca debe sentirse desamparado y abandonado.  Pero, la mayoría de nosotros sabemos de que es inevitable en cierto momentos de nuestra vida sentirnos así.  Aún David, uno de los hombres de la historia más bendecido y favorecido por Dios, no estuvo exento de experimentar el desierto espiritual que describe esta salmo.   La pregunta no es si nosotros el pueblo de Dios pasaremos por la experiencia del desierto en nuestras vidas, sino cómo enfrentaremos esa situación.

David nos muestra que debemos ocuparnos con Dios y no con el desierto.  El salmista declara que va a buscar a Dios en la madrugada.  Tiene sed de Dios y su forma de saciarse es buscar ser lleno de él al comenzar el día.  He descubierto que de la misma manera que para tener energía en el cuerpo físico recomiendan ejercicios en la mañana, para estar saludable espiritualmente lo primero que tenemos que hacer en el día es buscar de Dios.  Necesitamos llenarnos de él temprano en la mañana.  No solo David meditaba en él temprano en el día sino que al final del día el salmista dirigía su pensamiento a Dios.  David dice: “Cuando me acuerde de ti en mi lecho, cuando medite en ti en las vigilias de la noche.  Porque has sido mi socorro, y así en la sombra de tus alas me regocijaré.”  Al final del día, al acostarnos debemos ir delante de su presencia.  Solamente con ese régimen de mañana al anochecer, podremos salir del desierto que nos encontramos.  Hoy, mi alma tiene sed de ti Dios, no me dejes, abandones y me desampares.  Dame una doble porción de tu gracia y misericordia.

En el segundo salmo, David clama por protección.  En esta ocasión es por aquellos que planean hacerle daño a él en secreto.  David desea protección pero también le pide que, “Guarda mi vida del temor del enemigo.”  Sin usar el hebreo, esta frase me llama la atención.  No solamente David quiere que Dios lo guarde de su enemigo, sino que también lo guarde de temerle.  En medio de toda esta traición y enemigos que se confabulan en secreto, David sabe que Dios le dará la victoria.  Permite Señor de que esté igualmente confiado en ti.

4 Comments

Filed under Salmos

4 responses to “Salmos 63 y 64: Tu eres mi Dios, protégeme Señor

  1. waldo

    En estos momentos, mis compañeros inocentes estan sufriendo persecusion, por favor oren por ellos y sus familias, intercedan ante nuestro padre celestial

  2. Loyda gonzalez

    Se que nuestro Padre te llenara con la doble porcion que le estas pidiendo. El sabe hasta donde tu corazon tolera el dolor de la perdida de tu padre. Le pido al Señor que te consuele como El sabe hacerlo, te abrace, te cubra y te fortalezca como El lo promete para aquellos que le siguen. Te mando de mi parte un fuerte abrazo y quiero que sepas que le estoy pididendo desde que supe la noticia por ti. Te amamos un monton, Dios te bendiga.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s